Cómo preparar agua de avena casera

honeyoatmeal

La avena tiene muchos beneficios para la salud del deportista. El agua o leche de avena es una alternativa sana, rica, barata y fácil a la leche de vaca. No la suple a nivel nutrimental, pero puedes tomar el calcio y proteínas de otras fuentes. Si estás muy acostumbrado a un chorrito de leche en tu licuado o café, prueba la leche de avena. 

Gracias a los procesos químicos y de crianza a los que actualmente es sometido el ganado vacuno, aunados al hecho de que cada vez más adultos intolerantes a la lactosa sin complicaciones intestinales, las leches vegetales están siendo cada vez más una gran alternativa para tus licuados, cafés o platillos con leche que no quieres dejar de disfrutar. Aquí les puse la receta con la que preparo leche de almendras frecuentemente y como tuvo éxito, les comparto la de la leche de avena. 

¿Por qué hacerla en casa?

Porque es mucho más barata y natural, al no llevar aditivos, azúcares ni conservador alguno.

¿Por qué queda tan líquida?

Porque a las leches vegetales industrializadas les añaden agentes espesantes, puedes vivir sin ellos perfectamente, pero si quieres una leche más espesa, puedes hervir la avena antes de prepararla, o añadirle algunas almendras, lo que también aumenta su calidad nutrimental.

INGREDIENTES:

1 taza de hojuelas de avena entera (no instantánea ni saborizada)

Agua para remojar

Tres tazas de agua

Para endulzar: miel de abeja o maple o azúcar mascabado.

Canela y/o extracto de vainilla opcionales

Licuadora

Coladera amplia

PREPÁRALA ASÍ:

Coloca la avena en un tazón grande y cúbrela con agua. Déjala remojar 10 minutos, escúrrela y ponla en la licuadora. Añade las tres tazas de agua y el endulzante que usarás, así como la canela o vainilla. Licúa hasta que la avena se haya desintegrado completamente y la consistencia sea un líquido cremoso. Puedes añadir más agua para adelgazar la leche si lo deseas. Cuela la leche, los restos puedes usarlos para hornear galletas o para ponerlos sobre tu fruta en el desayuno. La leche dura cerca de una semana en refrigeración en un recipiente bien sellado. Si ves que se separa, simplemente agítala antes de usarla.

Obviamente esta leche NO TIENE LAS MISMAS PROPIEDADES NUTRIMENTALES QUE LA DE VACA, no debes intentar sustituir una por otra, pero sí es muy nutritiva y de sabor riquísimo.

Aquí está su INFORMACIÓN NUTRIMENTAL y abajo de la la leche de vaca, considera que si comienzas a beber leches vegetales necesitas buscar otras fucntes de calcio y proteína. Por ejemplo, agregar almendras, nueces o chía a la leche de avena la hace un alimento más completo respecto a la leche de vaca.

Screen Shot 2015-01-20 at 6.24.20 PM

Screen Shot 2015-01-20 at 6.25.47 PM

Pruébala y me platicas qué tal te pareció. Me encanta en licuados con fruta o con mi café 🙂

¡Linda tarde!

FIRMA

 

Anuncios

3 comentarios sobre “Cómo preparar agua de avena casera

  1. Jajaja, mi caso es deprimente… no tolero la lactosa y soy alérgica a las grasas vegetales :S Esta receta me viene como anillo al dedo para evitar morir en el intento, muchas gracias!!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s